Publicado el: 11/01/2015 20:51 Hs.

Villa Ramallo: Extraño y grave cuadro de salud en joven atacado por una yarará

El pasado 28 de diciembre, Valentín Metz, un joven de Villa Ramallo, fue mordido por una víbora yarará, y luego de seguir el protocolo habitual de salud, y el posterior seguimiento clínico, sufrió una recirculación de veneno, producto de una picadura severa del ofidio, muy poco frecuente en nuestro país. El caso, poco habitual, es seguido de cerca por médicos especialistas de los Hospitales Muñiz y Fleni.

COMPARTE:
Imagen ilustrativa

El pasado 28 de diciembre, Valentín Metz, un joven oriundo de Villa Ramallo, fue mordido por una víbora yarará. Luego de ser sometido al protocolo habitual de salud, y el posterior seguimiento clínico, sufrió una recirculación de veneno, producto de una picadura severa del ofidio, muy poco frecuente en nuestro país.

Juan Despósito, médico clínico del Hospital Gomendio, y amigo de la familia, que sigue de cerca el caso del joven aseguró que “Valentín Metz, hizo una hemorragia intraventricular, es propio de la recirculación del veneno de la víbora, eso son muy pocos casos contados en el país, casos muy pocos reportados en el país, no tenemos estadística, de otros países, como Colombia y Estados unidos”, reveló y precisó: “Recirculación del veneno quiere decir que vos le hacés el suero antiofídico, lo bloqueaste, lo mandás al paciente a la casa, pero a la semana, es tanto el veneno que introduzco el ofidio, que a la semana puede recircular y es muy agresivo y hay que hacerle dosis nuevas de suero antiofídico que es lo que se hizo”.

“El tema es que los tiempos de coagulación estaban tan alterados que las complicaciones son hemorrágicas, y él las hizo a nivel interventricular, entonces lo que se hizo es ponerle una válvula descompresiva, para que no tenga presión en el cerebro, y tuvo en asistencia respiratoria, ahora lo sigue estando pero se está tratando de quitarle el respirador”, explicó Desposito y aseguró: “Esto es un cuadro delicado, es una complicación que se ve en el 1,111por ciento de todos los mordidos por víboras, y justo nos tocó a nosotros en Ramallo, es simplemente mala suerte, no lo digo yo, lo dicen los especialistas en Buenos Aires”.

“El Hospital de acá se mueve, yo voy todos los días a verlo, el San Felipe (San Nicolás) es un Hospital de primera, están todos los directivos consustanciados en el tema, yo hablo todos los días, estamos asesorados por gente del Hospital Muñiz que es el doctor Tomás Orduna, es quien maneja la parte de ofidismo a nivel del Ministerio de Salud de la Nación, estamos contactados con un neurólogo que nos da las indicaciones también, los neurocirujanos del San Felipe, esta con todo encima”, explicó.

Fuente: Ramallo Ciudad

Comentarios

Los comentarios aquí publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
Visión Regional se reserva el derecho de administrar los mismos.